martes, 12 de octubre de 2010

Agosto 2003. EEUU - Costa Oeste. Día 4: Fresno - San Francisco


Después de dejar el hotel de Fresno, nos dirigimos al Parque Nacional de Yosemite.

Durante el recorrido fuimos divisando lo enorme que eran los árboles y lo inmenso que eran sus troncos. Una de las anécdotas que nos explicaron fue que cuando se cae un árbol, sólo cortan lo que les molesta, si cae en medio de la carretera, si no lo dejan donde ha caído ya que dicen que si el hombre no estuviese, se hubiese quedado allí.

Cuando llegamos al Visitor Center, nos dejaron tiempo para visitar el parque hasta después de comer. Un par de horas aproximadamente.

Nosotros fuimos primero a ver la cascada "El Capitán". Tiene un salto realmente impresionante, aunque en la época del año que fuimos, Agosto, la cantidad de agua que baja es escasa.

Después alquilamos un par de bicicletas e hicimos un recorrido por el parque. Fue una manera muy agradable de recorrerlo con el poco tiempo que disponíamos.


Acabados de comer, todos al autobús para dirigirnos a San Francisco. Llegamos cuando empezaba a anochecer e hicimos una parada en la entrada para ver la panorámica de la ciudad y notar el clima tan diferente de la bahía.

Llegamos al hotel y después de dejar las maletas, directos a cenar. Nos llevaron a un restaurante en el puerto, no recuerdo del nombre, para compensarnos del tiempo perdido en el desierto de Nevada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada